Danzas

"Cuando un pequeño aprende a bailar desarrolla sus capacidades intelectuales y sociales, cultiva su creatividad y fortalece su autoestima. La danza aporta beneficios que duran toda la vida. Los niños que desde temprana edad practican danza o alguna clase de baile crecen con más sentido del equilibrio, ritmo, conciencia y valor de su cuerpo."
Zuleyvic Adriana Cuicas Licenciada en Comunicación Social por la Universidad Fermín Toro (2001-2006).

Un instrumento efectivo en el desarrollo integral de los niños.

La danza desarrolla la psicomotricidad de los niños que se acercan a ella a temprana edad, facilitando el conocimiento y control de su propio cuerpo.

La danza no es una sola cosa, una sola actividad. Es a la vez ejercicio físico, expresión corporal, una forma de lenguaje y un espacio de socialización, todo lo cual hace de ella una estupenda actividad extraescolar para los niños. 

La danza es una forma de comunicación humana basada en el movimiento, en expresiones no verbales pero que transmiten igualmente conocimiento y emoción. A través de ella, los niños pueden empezar a conocerse y a ser conscientes de su cuerpo y de las distintas partes que lo forman.

La danza también enseña a interactuar con el espacio físico, a medirlo, a reconocerlo y a situarlo en cada momento en función de la actividad desarrollada.

A través de la danza, los niños se acercan a la música y así aprenden el sentido del ritmo, las diferentes velocidades y tonalidades de la música, las distintas melodías, la acentuación e incluso los silencios para adaptar la danza a cada momento musical.

Últimas Noticias

Suscríbase a la lista de Correos

Search